Bogotá, Cundinamarca, Colombia

Bogotá,Colombia

Bogotá, la quinta ciudad más grande de las Américas y la capital de Colombia, es una metrópolis que tiene de todo: arquitectura colonial, rascacielos que llegan a las nubes, restaurantes de clase mundial y centros comerciales inmensos

Conoce Bogotá, Cundinamarca, Colombia

La capital de Colombia, Bogotá, está ubicada en una altiplanicie en el centro del país, rodeada por las majestuosas montañas verdes de la cordillera de los Andes, que se alcanzan a ver desde cualquier punto de la ciudad. Se encuentra a 2,640 metros sobre el nivel del mar, lo que la convierte en la cuarta capital más alta del mundo. La mayoría de sus visitantes llegan por aire, a través del Aeropuerto Internacional El Dorado (BOG), el tercero con más tráfico aéreo en Latinoamérica.

Toda visita a la Atenas Sudamericana, apodo de esta urbe vibrante, debe empezar en La Candelaria, donde se encuentra la mayoría de las atracciones turísticas. Este distrito histórico, donde se fundó la ciudad en 1538, cautiva por su ambiente colonial, callejones empedrados que suben y bajan colinas, y mansiones antiquísimas, además de su atmósfera intelectual formada por varios centros universitarios. Empieza tu recorrido en la Plaza de Bolívar, la imponente explanada principal donde podrás ver una estatua del libertador y héroe americano Simón Bolívar. En torno a ella están los edificios más bellos e importantes del destino, incluyendo la Catedral Primada de Colombia, el Capitolio Nacional, el Palacio de Justicia, el Palacio Liévano y la Casa de Nariño, residencia oficial del presidente del país. Otros sitios de interés cercanos son la famosa Plaza del Chorro de Quevedo, donde según los historiadores estuvo el primer asentamiento de la localidad, y el bellísimo Teatro de Cristóbal Colón, inaugurado en 1892.

Si te diriges al este, hacia las montañas que dominan el paisaje de La Candelaria, llegarás a la estación donde puedes tomar el teleférico o el funicular (según el horario) para subir a la cima del cerro de Monserrate, aunque también hay un sendero para llegar a pie. Desde la cúspide tendrás las mejores vistas panorámicas de Bogotá, dignas hasta del fotógrafo más apasionado; no hay mejor lugar para apreciar la magnitud de una de las ciudades más grandes del planeta. No olvides tomarte una foto con la basílica y comprar algunas artesanías para llevarte un pedazo de Colombia de vuelta a casa.

Antes de despedirte de La Candelaria recuerda empaparte de lo mejor que te ofrecen los museos del destino. Los favoritos son el Museo Botero, donde te deleitarás con 123 obras del afamado artista colombiano Fernando Botero y 85 piezas de artistas internacionales, como Salvador Dalí, Pablo Picasso y Claude Monet; y el Museo del Oro, con una colección impresionante de artefactos prehispánicos elaborados con este metal precioso.

Inmediatamente al norte de La Candelaria está Chapinero, una de las localidades con más vida en la ciudad. Este es el lugar ideal para salir de rumba (de fiesta), como dicen los colombianos, ya que ofrece toda clase de restaurantes, bares, clubes nocturnos y cafés bohemios frecuentados por los universitarios. Adentro de este distrito está la Zona G (gourmet), en el cual hay establecimientos de talla internacional que ofrecen los platillos más exquisitos del país, tanto regionales como internacionales. Asimismo, no hay mejor lugar para la rumba que la Zona Rosa, el exclusivo centro nocturno de la ciudad. Aquí los clubes y los bares hacen que las noches bogotanas parezcan cortas, pues el baile y los cocteles sacan lo mejor de todos.

Por último, al norte de Bogotá está lo que alguna vez fue el viejo pueblo de Usaquén, pero que ahora, debido a la expansión de la ciudad, ya forma parte de esta. Este sector tiene un encantador centro histórico rodeado por callecitas estrechas con mansiones del siglo XIX y XX, y en el corazón de todo está el acogedor parque principal, donde se reúnen sus visitantes para disfrutar un poco del ambiente lleno de música y vida bohemia. En los alrededores encontrarás diversos restaurantes y bares que aún conservan la arquitectura colonial de la época, así como todo tipo de artesanías y souvenirs.

***La moneda oficial en Colombia es el Peso Colombiano (COP).